Una princesa ciega

Érase una vez, una princesa ciega. De acuerdo con la leyenda, a las seis punto, cualquier princesa tendría derecho a un deseo al cumplir sus dieciocho años. Pasaron los años y la princesa creció. El día de su mayoría de edad, la princesa estaba ansiosa por poder hacer realidad su deseo. Su mayor deseo era poder ver las maravillas que la rodeaban. Eran las seis en punto y la princesa escuchó que alguien le hablaba:

– « Mi quierda y dulce niña, soy el hada que concederá tu deseo. »                                

– « Señora el hada, mi deseo sería poder contemplar el mundo entero. »                                       

La cenicienta, Zoraida Fernández y Beatriz Cebos, 2013, http://cmsc-lasblancanieves.blogspot.com/p/cu.html (CC-BY-NC)

– « Tu deseo es conceido »

De repente, la princesa lo vio. Ella era la más feliz del mundo. Tres años después, encontró al principe de su vida y vivieron felices para siempre.

Jade, 1° de ESO

 

 

Category(s): Cuentos 2021

Laisser un commentaire